EL VIRUS DE LA ENFERMEDAD SE ENCUENTRA EN CASA

09.10.2012 20:01

Tiempo atrás leíamos  en los periódicos declaraciones de un director del IPAUSS, referidas a la “Imposibilidad del pago de la deuda histórica”, posteriormente aseveraba que el mejor camino que podía transitar el Instituto sería indefectiblemente el de la “armonización”, para concluir , entre otras manifestaciones, que desde mitad del año 2011 y hasta el presente, el estado provincial no aportaba las contribuciones (sic) correspondientes, desfinanciando al organismo del que formaba parte y agregaba que la deuda ascendería alrededor de 170 millones de pesos, concluyendo que si el gobierno no soluciona el problema “no le pagamos a nadie”.

La semana pasada otro director, nos explicaba que como era de “público conocimiento la situación presupuestaria y financiera por la que atravesaba el IPAUSS  afectaba las prestaciones asistenciales, el pago a prestadores ……” Agregaba que el gobierno provincial  se había negado a ampliar las Partidas Presupuestarias, por tal motivo sería muy difícil asegurar el ingreso de dinero. Que habrían  acudido a hablar con los funcionarios y responsables??? de economía sin arribar a ninguna solución. Además invitaba  para el martes 25 de septiembre a acompañar a una reunión con el Ministro de economía. El resto del directorio acompaña, sin manifestarse, con su consabido “no veo”, “no escucho”, “no hablo” a lo que podríamos agregar “no intervengo”, “siempre perdemos en las votaciones por un voto”, “la culpa de todo la tiene el otro”

SEÑORES DIRECTORES SI ESTA ES SU FORMA DE ACTUAR FRENTE A LOS PROBLEMAS, PODEMOS DECIR SIN TEMOR A EQUIVOCARNOS, QUE UDS. SON EL PROBLEMA. No hay que buscar las causas sino solucionar los problemas.

Intentaremos una vez más decir lo que venimos aportando desde el año 2009 y vamos a empezar contestando cada punto.

Pago de la deuda histórica: Tomamos como una obligación, dejar aclarado que la materia de la que estamos hablando, no es ni mas ni menos que, SALARIOS. De salarios que no fueron abonados en su momento y están adeudados por el empleador. Y de fondos del Sistema Previsional, “desaparecidos”, de los saldos bancarios. En este particular caso, adeudado, no a los trabajadores, sino al Régimen Previsional Provincial. La legislación y la jurisprudencia nos indican que quien adeuda salarios, comete delito, y aquel quien comete es pasible de ser sancionado. Es inimaginable pensar que es lícito, apropiarse de dineros de los trabajadores, sin siquiera su anuencia y sin acordar por su préstamo la mejor tasa para el acreedor. Esto es lo que se ha hecho con los dineros del Régimen de Previsión Social de la Provincia!!!   Fueron estas y otras varias razones por las que se culminó con la sanción de la ley 676.

Existe un instrumento legal votado (2 veces) por la legislatura, con sentencia firme que debe ser cumplido, de lo contrario ignoramos a dos poderes del Estado, el Legislativo y el Judicial. Señores Directores, la Ley 676, dice en forma clara y categórica la formula de pago, ver artículos 1º, 4º y 6º,  y el tiempo para realizarla, ver artículo 5º de la citada ley.

Las Leyes son para cumplirlas no para discutirlas , sino no estamos en un estado de derecho.

Armonización: ¿Armonizar qué y con quién?   Desde el Ejecutivo Nacional; "armonizar", es igualar, copiar los extremos legales que exige el régimen legal nacional para jubilarse y trasladarlos a los regímenes provinciales. El instituido en nuestra  Provincia es un régimen que ya lleva  más de 25 años y nuestra Constitución Provincial en su artículo 51; manda que solo existirá un régimen general de jubilaciones y pensiones y que no existirán regímenes especiales.   Estas fueron las primeras normas, pero los principales extremos legales no fueron actualizados al compás de un régimen que necesitaba ir madurando.  Hoy, la realidad nos muestra que la edad para jubilarse no puede ser la misma que hace 25 años, los años de aportes no pueden ser los que en su momento exigían las primeras normas, en esto se ha ido modernizando y se le ha dado cierta razonabilidad. 

Existen un sin fin de Regímenes especiales que son contraproducentes para sostener cualquier mantenimiento financiero del régimen previsional.

Otro de los puntos a tener en cuenta es la Determinación del haber.  Este es un capítulo para intercambiar, ideas desde lo teórico hasta lo técnico con una singular cantidad de variantes. Entendemos que reformular alguno de los extremos legales hoy vigentes, se hace imprescindible y necesario para mantener a nuestro Sistema de Previsión Provincial vivo; pero debe saber el lector y quedar claro de entrada y sin ocultaciones que ARMONIZACION Y TRANSFERENCIA de la caja al sistema Nacional, N O!!! 

Nuestro sistema es perfectible pero aceptablemente sano y los problemas que lo aquejan son por todos conocidos y absolutamente subsanables.   No debemos perder de vista que este sistema vigente lleva ahorrado algunos millones de pesos, de los cuales, varios han sido reconocidos por leyes vigentes.  Por lo tanto es bueno que quienes los deben y aquellos que tienen la obligación de cobrarlos y cuidarlos, se dediquen de lleno a ello y cumplan con lo que manda la Ley y No cumplir con las leyes es defraudar a los mandantes.

Recaudación: Las normas de creación de un organismo de la Seguridad Social, además de ser aquellas fundacionales y las primeras en dar fe que una sociedad quiere cubrir las contingencias del nacimiento, salud, vejez y muerte; es darle al organismo gestor, las herramientas necesarias para que dé concreción a tan alto anhelo. Imaginar que esas herramientas a utilizarse serán otras diferentes a los medios económicos para alcanzar en un tránsito ordenado, los objetivos delineados por las normas dictadas, es desconocer que la realidad siempre va por delante. Es así de indispensable a su misma existencia, que se cumpla con lo dispuesto por el legislador, que se disponga de los medios económicos de los que se decidió dotar al sistema.   Por lo tanto, cualquier quita o menoscabo a disponer de la mínima parte de esos medios, será considerado como el no pago de un bien alimentario, porque proviene del salario e irá a solventar beneficios previsionales, sustitutos del salario, o a cuidar la salud o la vida de los trabajadores. A tal efecto existe una abultadísima cantidad de casos en que la Suprema Corte de Justicia de la Nación en las más disímiles conformaciones, así lo entendió.    Estamos hablando de dineros que NO son hacienda pública, NO son rentas generales.   Una muy pacífica doctrina y jurisprudencia, acepta que esa masa dineraria está conformada por "salario diferido", tal es así, que los organismos gestores de la Seguridad Social, son considerados, por el máximo organismo de justicia, la Suprema Corte, como personas jurídicas de derecho público NO estatal; por lo tanto quien no deposite la totalidad de los importes marcados por la legislación, incurrirán en el incompleto pago de los salarios.   La gran mayoría de los gobiernos provinciales, desde 1992 a la fecha, todos tienen la similitud de haber quedado deudores de la Seguridad Social.  Cuando les tocó ser oposición, despotricaron contra el oficialismo de turno por el no pago de los aportes y contribuciones. El plan financiero de la Seguridad Social, es armado con muchísima anticipación y la inmutabilidad es solo para su achicamiento, no se acepta en situaciones de mediana cordura, que se modifique a la baja.  También este gobierno ha dejado de pagar no solo contribuciones patronales sino también hasta aportes personales retenidos a los trabajadores.   El gobernante de turno, como todos los otros, desde la oposición denunció penalmente a los funcionarios actuantes por hacer aquello que en su período de gobierno copian para no ser diferentes a los anteriores.  Desde la Seguridad Social, no desde los integrantes del órgano de gobierno del mega instituto, que no sabe o no entiende, se sufre sin cambio de expectativas a este Ejecutivo como a los anteriores. Pero lo significativo son los órganos de control, la Legislatura y el Poder Judicial, es como si se hubieran complotado para que esto sea el modus operandi de estos cerca de 20 años de sufrir los mismos atropellos. Se podrá imaginar qué significaría el haberse podido mantener con una existencia medianamente lozana, aún sin disponer de semejante cantidad de monedas referidas a la deuda????   A primera vista parecería que debería haber sido menor la obligación de aportes y contribuciones.  Sería un tema para intercambiar pareceres, oponer criterios técnicos diferentes o analizar ejemplos de otros organismos hermanos tanto del país como del exterior. Cabría entonces preguntarnos y preguntarles,  ¿Con qué criterio se realiza el análisis de la gestión y ejecución presupuestaria?  ¿Se hace?   Los integrantes de los Poderes Ejecutivos (provincial y municipales), las autoridades de los grandes, medianos y pequeños empleadores, tienen conciencia que no cumplen con las leyes?  Si la respuesta es positiva, vaya sustantivo que lo identificaría por delinquir!!!!   Pero también están los funcionarios de la Seguridad Social que no consiguen hacer cumplir la ley con la que se comprometieron, cuando se postularon a dirigir el organismo gestor o aceptaron la designación para tal cometido.  Son estos los que malgastan el tiempo en otros menesteres en lugar de poner el énfasis en lo más importante. Se quedan con el, “no me depositan…”, “no sentencian…”, “no me reciben…”, “dicen que no tienen plata…”, “me la prometieron para el jueves…”.   Realmente cuesta creer que hablamos de gente comprometida con el voto de sus mandantes, que correspondería aceptaran sus responsabilidades y no echaran las culpas a terceros o a segundos, ellos son los primeros que deben velar por el estricto cumplimiento de las normas que dicen representar en la dirección del Sistema.  Se imaginan si se les da y pueden conseguir el dinero necesario para gestionar sin sobresaltos!!!  sin la necesidad de contar con la presencia y el acompañamiento de aquellos que ya cumplieron con su etapa de lucha para presionar a quienes deben cumplir con sus obligaciones y sobre todo con la ley.

Fotografía utilizada según la normativa de Creative Commons Mizrak  © 2011 Todos los derechos reservados.

Crea una página web gratisWebnode